La ecología del e-learning

Hoy quiero hablaros de un tema del que nadie, al menos que yo sepa, ha hablado hasta ahora, es sobre: La ecología del e-learning.
 
Ahora que está tan de moda, calcular las emisiones de CO2 que ahorran muchas empresas, me sorprende que ninguna universidad online, escuela o empresa, haya publicado un estudio sobre el ahorro energético que aporta el hecho que sus estudiantes no deben desplazarse con su automóvil para ir a clase.
Es una idea o concepto nuevo, que si usted, siempre amable lector, encuentra algún dato publicado al respecto, mucho le agradeceré me informe.
¿Saben cuánto CO2 ahorra el no tener que usar su coche para ir a la universidad a recibir una clase presencial?
Invito a las universidades no presenciales a calcularlo y a facilitarlo, será un nuevo argumento a favor del e-learning, y no menor porque la lucha contra el cambio climático nos compete a todos.
Es cierto también que alguien me puede decir:
«¿Has calculado lo que consumen los servidores de miles de campus virtual repartidos en servidores de todo el mundo?»
 
Cierto es, pero no creo que consuman tanta energía como la que se ahorra el planeta al evitar que millones de personas se desplacen, a veces, durante horas o muchos kilómetros en transporte privado o público para poder recibir una clase, que gracias al e-learning pueden recibir y estudiar cómodamente desde su casa, sin desplazamientos, sin contaminar más la atmósfera de nuestras cargadas ciudades.
Espero que en las próximas semanas alguien nos aporte algún dato sobre la ecología del e-learning y su contribución a conservar más limpio nuestro planeta.
(c) José Lozano, Sant Cugat, 18 de setiembre de 2019
Aportación de un lector:
Según la Britain’s Open University, producir y entregar Cursos de E-learning consume un 90% menos de energía y produce un 87% menos de emisiones de CO2 por estudiante que la capacitación presencial.
#FridaysforFuture #elearning